Inicio » Salud y Ejercicio » Entendiendo los niveles de hemorroides y sus posibles tratamientos

Entendiendo los niveles de hemorroides y sus posibles tratamientos

Las hemorroides son una de las patologías más comunes e incómodas que afectan a la gente. A pesar de ello, la enfermedad hemorroidal sigue siendo un tema tabú y muy a menudo nos referimos a esta de forma genérica como si se tratara de algo que afecta por igual a todos los individuos. Para comenzar a clarificar las cosas, he aquí una breve introducción a los tipos de niveles de hemorroides que existen dentro de esta patología.

Hemorroides externas e internas

Las hemorroides se dividen en dos principales tipos: externas e internas. Como sus nombres lo indican, las primeras se refieren a aquellas venas que se encuentran en la parte exterior del ano mientras que las segundas a las que están por dentro. Una de las características de las hemorroides externas radica en que sangran poco debido a la capa de piel que las cubre. Sin embargo, cuando estas se agudizan pueden provocar problemas serios conocidos como la trombosis hemorroidal, o sea, formación de coágulos dentro de la hemorroide que pueden requerir de operaciones de urgencia.

De otra parte, las hemorroides internas son aquellas que más fastidio y dolor pueden producir debido a que estas no están recubiertas de piel (como las externas) sino de mucosa que es mucho más vulnerable a la salida de las heces fecales lo cual ocasiona el tradicional sangrado que acompaña dicha patología. A continuación los diferentes niveles que presentan las hemorroides internas.

Nivel I

Aunque se trate del nivel menos traumático, las hemorroides de primer grado producen sangrado después de la deposición y están acompañadas de una incómodo sensación de picor. Para combatirlas se inicia con un tratamiento farmacológico que de no funcionar viene reemplazado con opciones como la fotocoagulación.

Nivel II

La gran diferencia con el primer grado radica en que en este nivel las hemorroides internas salen al exterior durante la defecación. A pesar de que ello suceda, las hemorroides regresan a su posición inicial. En este nivel el paciente tiene la incómoda sensación de sentir que su recto está tapado. Se aconseja un tratamiento como la ligadura elástica o el método THD también conocido como desarterialización hemorroidal transanal.

Nivel III

En el tercer grado, las hemorroides no regresan de forma natural a su posición inicial con lo cual es el propio paciente quien debe ponerlas en su sitio con su propia mano. A este nivel, el manchado de la ropa interior y el dolor agudizan el trastorno físico y mental que produce dicha patología. Además del método THD, este tipo de hemorroides se pueden tratar con opciones como la hemorroidopexia con stapler o la hemorroidectomía.

Nivel IV

El estado más agudo de la enfermedad hemorroidal se caracteriza por el hecho de que las hemorroides permanecen por fuera del ano la mayor parte del día produciendo un manchado de sangre abundante en la ropa interior. Además de ello el dolor y ardor son intensos. En esta etapa es absolutamente aconsejable considerar la opción quirúrgica sobre todo la hemorroidopexia con stapler o la hemorroidectomía.

Como puedes ver, las hemorroides presentan diferentes tipologías y por ello el tratamiento varía de acuerdo al nivel que se tenga. Así que es mejor comenzar a conocer bien cada nivel para darle la respuesta que necesita.

About Laura23

Check Also

Cuidado de personas con demencia avanzada

¿Qué sucede cuando la demencia avanza? Cuando la enfermedad de demencia avanza, la persona afectada …